Guerra en Ucrania


La guerra que se esta escenificando en las fronteras entre Ucrania y Rusia pareciera estar pasando desprevenida en muchos análisis.  Por el contrario, en Europa y Estados Unidos se siente la tensión por una guerra que ya se acerca a los 6.000 muertos y que ocurre en la línea de contacto entre la OTAN y Rusia.

Una mirada rápida para poner en contexto, nos obliga a recordar que Ucrania vive en permanente tensión con Rusia, incluso desde los tiempos de la Unión Soviética. Crimea, eje fundamental de este conflicto, fue territorio ruso, cedido a la República de Ucrania, como un gesto de solidaridad comunista por el líder Nikita Kruchev que devolvió a Ucrania el territorio que Rusia había conquistado 300 años antes.  La disolución de la Unión Soviética no estaba en los planes de nadie y menos para el celebre Secretario General.

En ese gesto están los orígenes históricos de este conflicto.  Una zona en Ucrania que siempre se ha sentido rusa, habla ruso y mantiene una importante presencia de la flota Roja, era fácil pensar que volvería al control del gran oso.  En ocasión de las revueltas políticas del año 2012 y 2013, un grupo impulso la separación. Tropas pro rusas o rusas sin uniforme, como han señalado algunas fuentes, han impulsado el conflicto, que como señalaba ha cobrado la vida de casi 6.000 personas, incluidas casi 300 personas de un avión civil de Malaysian Airlines, que fue alcanzado por misiles en esa zona.

Las sanciones diplomáticas de la Unión Europea a Rusia, han irritado al Presidente Putin y empujado a la situación económica de ese país, ya afectado por la baja de los precios del petróleo.  Sin embargo, la visión de Estados Unidos, los jefes de Gobierno de Francia y Alemania y la Unión Europea difieren.   La semana pasada la Presidente Merkel viajaba de Moscú a Washington, con el apoyo del Presidente francés para lograr un acuerdo.  Los medios de comunicación divulgaron la semana pasada, una peculiar foto de una pequeña mesa blanca en el Kremlin, donde Putin, Merkel y Hollande, conversaban. Sin embargo, en la mesa grandes ausencias, incluida la Unión Europea.  La Presidenta Merkel anunciaba el éxito del cese al fuego, con el apoyo de Putin, y por algunos días los combates disminuyeron en intensidad. Pero esta misma semana, la retirada de la ciudad de Debáltsevo bajo un intenso fuego independentista hablan de la crisis del acuerdo.  Los alemanes se refieren a que el acuerdo esta en peligro, pero no muerto. Mientras que los representantes de la OTAN y la Unión Europea hablan de la crisis inminente.

Mientras tanto, patrullas de los países del OTAN vigilan el espacio aéreo vecino, listos para el combate y miles de refugiados siguen saliendo de la zona, a engrosar la larga lista mundial de victimas civiles inocentes.   

Comentarios

Entradas populares de este blog

Palabras en el Acto de Imposición de Medallas de la Escuela de Derecho de la Universidad Central de Venezuela. 25 de Noviembre 2010

Evo, Chavez y Cameron: aviones presidenciales y otros gastos