El juicio a ETA: Un escándalo creado por Chávez.


La apertura del juicio por parte de la Audiencia Nacional Española a un conjunto de miembros de la ETA, ha creado un verdadero terremoto político internacional alrededor del Gobierno del Presidente Chávez. En la política, a diferencia de la naturaleza, los terremotos se crean o magnifican por la participación de sus actores.

El auto de la Audiencia Nacional es una pieza jurídica que, resume como indicios, hechos que se han publicado en la prensa nacional e internacional sobre las relaciones entre el Gobierno Bolivariano, la FARC y la ETA. Nada nuevo. Pero, el Gobierno Nacional antes de defenderse parece olvidar su militancia en el Movimiento Continental Bolivariano, en la cual participan los representantes de esas organizaciones políticas, reciben el patrocinio del Gobierno Nacional y la visita asidua de funcionarios públicos.

La Audiencia Nacional Española en ningún lugar acusa al Gobierno Venezolano o muestra pruebas de responsabilidad directa; se refiere a la participación de personas con uniformes venezolanos. Las principales acciones que se narran son: la vinculación de un supuesto miembro de ETA como funcionario público venezolano, operaciones en zonas fronterizas y pruebas de otros procesos, como las famosas grabaciones del campamento de Raúl Reyes en Ecuador. Esta colección de hechos, simples indicios judiciales, deben “llegar a comprobarse” y tendrán como consecuencia el juicio a ciudadanos españoles, miembros de ETA, que se detallan en el procedimiento.

En resumen, un poder judicial independiente de un estado democrático que inicia una investigación. Simple y llanamente. Pero la arremetida del Presidente Chávez, al acusar de mafiosos a los jueces, al Partido Popular y a todo el que se atravesara elevó el tema a la máxima expresión. El Gobierno de Estados Unidos, Colombia, Ecuador, por nombrar algunos, intervinieron en el debate. El Ejecutivo español intento responder, durante toda la semana, pero al final se hundió en explicaciones difíciles de manejar.

Esta respuesta del Gobierno Bolivariano solo puede ser explicada de dos formas: una gran inexperiencia en el oficio diplomático entre países democráticos o la teoría de Teodoro Petkoff en el diario “Tal Cual” de Caracas, al explicar que se creaba un escándalo mayor, para olvidar el que le había dado origen.

Sin embargo, el Presidente Chávez en lugar de archivar el incidente continua sus amenazas contra intereses españoles en Venezuela, olvidando que todo, todo, tiene un límite.

Comentarios

Noemi ha dicho que…
... o las dos:la inexperiencia en el oficio diplomatico, sumada a la necesidad de crear un escandalo para tapar ... Mostrar eltrapo rojo, pues ...

Entradas populares de este blog

Palabras en el Acto de Imposición de Medallas de la Escuela de Derecho de la Universidad Central de Venezuela. 25 de Noviembre 2010

Evo, Chavez y Cameron: aviones presidenciales y otros gastos