La crisis que crece en Zimbawe


La crisis en Zimbawe empeora cada momento. Es lógico, la inflación se ubica en 231.000.000%. Sí, leyó bien, millones, es decir, que el valor de la moneda se deteriora por minutos en un proceso sólo equiparable a la Alemania pre-Nazi. En Zimbawe, según fuentes internacionales, sólo un 20% de la masa laboralmente activa tiene un trabajo. Y ahora, el cólera amenaza a más de 60.000 personas, según fuentes de la ONU; aunque el gobierno mantenga que está erradicada.

 En marzo de este año, se celebraron elecciones no reconocidas por ninguna observación imparcial, donde la oposición obtuvo más votos que el Presidente en el gobierno. Es importante recordar que Mugabe a través de sucesivas reelecciones tiene más de 28 años en el poder.

La comunidad internacional intervino, buscando un arreglo. El candidato opositor aceptó compartir el gobierno de forma transitoria, al ocupar la posición de primer ministro y designar algunos ministerios.

 Esa maniobra fue suficiente para que Mugabe tomara nuevo oxígeno y continúe con las presiones y asesinatos políticos que han caracterizado sus últimos años de gestión. El candidato opositor ahora miembro del Gobierno, Morgan Tsvangirai, es calificado públicamente por Mugabe como “marioneta de occidente” y “traidor”

 Esta semana, Mugabe grita que los Estados Unidos e Inglaterra preparan un invasión y que no permitirá que a su pueblo le suceda nada, mientras los países vecinos comienzan a tratar a moribundos refugiados, que fallecen de cólera y hambre al llegar a Surafrica, donde ya se reportan una docena de muertos.

 La crisis política crece y la pregunta que siempre retorna es el papel de la comunidad internacional. Y es que parece que para la comunidad internacional no puede lidiar con dictadores.

 Desde los años treinta, con el embargo de armas a la República Española, que cumplían las potencias democráticas pero era un chiste para Hitler y Mussolini, pasando por el acuerdo de Paz entre Chamberlain y Hitler, hasta la fecha no se encuentra una forma eficaz de manejar los expedientes complejos.

 El modelo original del Consejo de Seguridad creó el concepto de amenazas para la paz internacional y luego de la guerra fría, acuñó el concepto de la “responsabilidad de intervenir”. Sin embargo, el saldo no es halagador, en parte por la propia idea de intervenir la soberanía y por dejar solo la responsabilidad de la acción en quien puede pagar la operación.

 Pero los dictadores campean y dejan morir a los pueblos que dicen representar. Y la comunidad internacional, siguen ensayando, preocupada soluciones al futuro. 

Publicado en el diario "EL Nuevo País", Caracas. 

Comentarios

Entradas populares de este blog

Palabras en el Acto de Imposición de Medallas de la Escuela de Derecho de la Universidad Central de Venezuela. 25 de Noviembre 2010

Evo, Chavez y Cameron: aviones presidenciales y otros gastos