McCain-Obama-Bush: Crisis Financiera y Política


La crisis financiera que enfrenta los Estados Unidos es única en su tipo y características. Esta situación comenzó con los créditos hipotecarios malos y hoy ataca a los bancos, pero no a la economía. Además ha tenido sus aderezos electorales, porque faltando menos de 40 días para las elecciones, uno de los candidatos, McCain, le dice al otro que suspende la campaña y lo invita a volver al Senado para enfrentar la crisis.

El aludido Obama, contesta que los presidentes se tienen que ocupar de varias cosas al mismo tiempo y como él tendrá el poder, pues esperamos hasta enero. Al rato, el Presidente Bush, en cadena de televisión anuncia la posible recesión y le explica a los televidentes, que aunque tengan buen crédito y buenas referencias, les será muy difícil conseguir dinero. Esta fue la sexta cadena en los últimos 4 años de gobierno y duro 7 minutos.

La gente entendió y el Senador Obama también. Al día siguiente todos en la Casa Blanca y la foto que necesitaba el candidato del oficialismo: McCain, Bush, Obama, los miembros del Congreso, republicanos y demócratas. El mensaje claro: estamos todos en esto. La culpa no será de un solo partido.

El paquete de ayuda sería de US $ 70 billones, es decir, veinte veces las reservas internacionales venezolanas. Pero en la calle, la radio y la TV, el ciudadano reclama porque darles su dinero a unos banqueros que están mal, cuando esos mismos no les dieron nada a ellos cuando estuvieron bien.

Pero lo complejo es que la crisis es financiera, pero no económica. El índice de la bolsa de Nueva York sube y los negocios aparecen. Los banqueros extranjeros compran los activos en este país y celebran por las gangas, como en caso del Barclays de Londres al comprar uno de los edificios emblemáticos del centro de Nueva York.

El candidato McCain pidió aplazar el debate del viernes en la noche. El efecto de una mujer candidata a la vicepresidencia se diluyó frente al tamaño de la crisis financiera. Sin embargo, todo se negocia. La foto de familia con Bush tuvo su contraprestación para Obama, el debate se completó.

El debate estaba previsto sobre Política Exterior y Seguridad. Sin embargo, más de la mitad del encuentro se enfocó en la situación económica. Ambos coincidieron en lo principal y discutieron sobre los cortes en impuestos. Tanto fue el consenso, que el moderador Jin Lehrer, un periodista de la cadena pública PBS, les increpó si realmente no tenían diferencias.

La política exterior abordó los 3 temas fundamentales: La guerra en Irak y Afganistán, las amenazas a la seguridad incluida Irán, Corea del Norte o Al-Qaeda y el nuevo papel de Rusia. Venezuela apareció en dos ocasiones, como una nota al margen al lado de los enemigos de Estados Unidos. Pero una nota que se va consolidando en la agenda de EE.UU.

Al final, McCain tomó un avión de vuelta a Washington para volver al Senado y Obama siguió con su campaña. No hubo vencedores, el empate técnico continúa. El final será de foto.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Palabras en el Acto de Imposición de Medallas de la Escuela de Derecho de la Universidad Central de Venezuela. 25 de Noviembre 2010

Evo, Chavez y Cameron: aviones presidenciales y otros gastos